Diario de la Excelencia | Siete herramientas básicas de la calidad: Diagrama de Pareto. La importancia de empezar por lo importante
11805
post-template-default,single,single-post,postid-11805,single-format-standard,mkd-core-1.0.3,ajax_fade,page_not_loaded,,mkd-theme-ver-1.3,smooth_scroll,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12.1,vc_responsive

Siete herramientas básicas de la calidad: Diagrama de Pareto. La importancia de empezar por lo importante

Serie las 7 Herramientas Básicas de la Calidad. No. 3

 

El primero que se sorprendería con el vasto uso del Diagrama de Pareto sería el mismísimo Vilfredo Pareto, que como veremos más adelante NO es el creador de nuestra herramienta de calidad de hoy (spoiler alert…).

DEFINICIÓN Y USOS

El diagrama de Pareto en un gráfico de barras ordenadas de mayor a menor. Las barras representan frecuencias o costos de categorías que tienen un significado determinado, por ejemplo errores, quejas, defectos, departamentos, tipos de productos, etc. El gráfico de barras se presenta en una escala numérica absoluta y en una segunda escala se presenta una línea de porcentaje acumulado.

Típicamente se relaciona al Pareto con la regla 80/20 (80% de los problemas provienen de 20% de las causas, el 80% de las ventas proviene de 20% de los productos, etc.) sin embargo la regla 80/20 es solamente una referencia que hace énfasis en lo que Joseph Juran llamaba los pocos vitales y muchos triviales, siempre habrá unas pocas categorías que acumularán la mayoría del porcentaje total.

NOTA: Juran cambió posteriormente la frase pocos vitales y muchos triviales a pocos vitales y muchos útiles, haciendo referencia a que todo colabora en la consecución de las metas.

Entre los principales usos del diagrama de Pareto están:

  • Cuando se quiere descubrir cuáles son los principales problemas de calidad.
  • Cuando se quiere descubrir cuáles son las principales causas de los problemas de calidad.
  • Cuando se quiere estudiar cuáles son los mayores contribuyentes al costo de un producto o servicio.

En general se usa cuando se quiere actuar sobre una situación y hay varios posibles cursos de acción que compiten por nuestra atención.

EJEMPLO

De acuerdo con la página www.losmundialesdefutbol.com un total de 77 países han participado en la fase final de los campeonatos mundiales de futbol. En las 20 series finales, desde Uruguay 1930 hasta Brasil 2014 solamente 8 países han sido campeones mundiales, y de esos Brasil, Alemania e Italia acumulan el 65% de los trofeos de Campeón Mundial.

Diagrama de Pareto. Campeones Mundiales de Futbol

PASOS PARA HACER UN DIAGRAMA DE PARETO

Para hacer un Pareto siga los siguientes pasos:

  1. Decida sobre la categoría que utilizará para acumular los datos.
  2. Decida cuales mediciones son apropiadas. Lo más común es usar frecuencias, costos y tiempo.
  3. Decida sobre el período de tiempo que usará, ¿una semana?, ¿un mes?, ¿un año?
  4. Recolecte los datos o recopílelos de datos ya existentes.
  5. Determine el total para cada categoría.
  6. Ordene las categorías de mayor a menor frecuencia.
  7. Calcule el porcentaje de cada categoría.
  8. Haga la suma acumulada de los porcentajes. Para cada categoría sume el porcentaje de esa categoría más el acumulado de las categorías anteriores.
  9. Grafique primero las barras de frecuencias por categoría (primera escala, a la izquierda).
  10. Grafique luego la línea de porcentajes acumulados (segunda escala, a la derecha).

RECURSOS Y PLANTILLAS

Aunque construir un Pareto es bastante sencillo existen muchos recursos para su construcción automática. El ejemplo de los campeones mundiales de futbol se hizo con una plantilla en Excel disponible en la página de la American Society for Quality. Una búsqueda en internet dará como resultado decenas de estas plantillas.

Recursos más elaborados incluyen software estadístico y de control de calidad como StatSolver, JMP, Minitab y demás de amplio uso.

También es importante incluir el código para ejecutar un Pareto en R, reconociendo que este recurso será cada vez más utilizado por los profesionales de la nueva ciencia de datos dadas las limitaciones del software estadístico tradicional.

LA COMPLICADA HISTORIA DE LA AUTORÍA DEL DIAGRAMA DE PARETO

La cosa se pone buena cuando escudriñamos la historia de la herramienta. Fue Joseph Juran quien propuso usar el “principio de Pareto” para trabajar sobre los principales problemas de calidad y su causas. Cómo Juran le llegó al pensamiento de Pareto es más o menos así.

Vilfredo Federico Damaso Pareto (1848 – 1923), nacido en Francia, de nacionalidad italiana, fue un brillante ingeniero, sociólogo, economista, científico político y filósofo, reconocido por su monumental obra Trattato di Sociologia Generale (1916), publicado en inglés como The Mind and Society en 1935. Pareto utilizó el conocimiento de su tiempo en química, física y mecánica para estudiar el comportamiento del ser humano, convirtiéndose en pionero de la economía conductual (nuestro comportamiento en la toma de decisiones está regido mucho más por lo emocional que por lo racional). Elementos de sus estudios sobre la distribución de la riqueza aparecen en varias de sus publicaciones (por ejemplo Écrits sur la courbe de la répartition de la richesse) donde desarrolla su Distribución de Probabilidad de Pareto que es una distribución exponencial negativa truncada a la izquierda y con un pronunciado sesgo a la derecha. No está claro si Pareto se basó en datos de la distribución de la riqueza en Italia, o en datos más formales de Inglaterra. Don Vilfredo poseía él mismo una gran fortuna lo que le dio oportunidad de dedicarse al pensamiento y la filosofía desde su Villa Angora, en Céligny Suiza,  así llamada por el cariño a sus 18 gatos angora.

Vilfredo Pareto y los cuatro volúmenes de The Mind and Society

Probablemente Pareto nunca expresó directamente el principio 80/20 como popularmente se cree. Su mente andaba mucho más elevada que eso, como muestra el siguiente comentario de alrededor de 1902.

“Las moléculas de las cuales se compone el agregado social no se quedan en reposo; algunos individuos se enriquecen a sí mismos, otros se empobrecen a sí mismos”

El fisiólogo y químico de Harvard Lawrence Henderson, creó, en los 1930s, el Círculo de Pareto, o Culto de Pareto, dedicado a la convergencia entre ciencias para explicar fenómenos económicos y sociológicos. Gracias a Henderson el pensamiento de Pareto se extendió por los Estados Unidos.

La última parte de esta intrincada red la soluciona el mismo Joseph Juran en una publicación de 1975 llamada The Non-Pareto Principle; Mea Culta. En los años 1930s el futuro gurú de la calidad tomó la posición de ingeniero industrial corporativo de Western Electric. Como parte de su trabajo hacía constantes visitas a otras empresas. En una de esas visitas conoció a Merle Hale, encargado de salarios ejecutivos en General Motors. Hale le mostró sus investigaciones de salarios basado en modelos matemáticos construidos por Pareto. A Juran le gustó el concepto y profundizó sobre los estudios de mala distribución de la riqueza. En años posteriores, en diferentes posiciones y trabajos, fue desarrollando su principio universal de “pocos vitales y muchos triviales”. A finales de los años 1940s, cuando estaba compilando la primera versión de su Manual de Control de la Calidad, escribió sobre el “principio de Pareto de distribución desigual aplicado a la distribución de la riqueza y a la distribución de pérdidas de calidad”. Erróneamente la forma en que se redactó este párrafo se generalizó como el principio universal de Pareto, aplicable al control de la calidad y otros campos. En realidad Juran lo que quiso decir era que así como había un principio de distribución desigual de la riqueza también había un principio universal de distribución desigual de problemas de calidad. Para terminar de enredar la situación, los gráficos que acompañan a ese texto fueron inventados por el economista Max. O Lorenz en 1905, tampoco Pareto tuvo relación con los gráficos utilizados.

Joseph Juran

Fue entonces Joseph Juran quien creó el principio universal de los pocos vitales y los muchos triviales (o muchos útiles como dijimos al principio), y quien erróneamente lo llamó principio de Pareto. Definitivamente una excelente y sencilla herramienta con una “paternidad” complicada.

EdwinGarro
Edwin Garro
edwin@pxsglobal.com

Director General PXS Fellow ASQ I’m part of the ASQ Influential Voices program. While I receive an honorarium from ASQ for my commitment, the thoughts and opinions expressed on my blog are my own.